MARÍA DOLORES ORTIZ SÁNCHEZ
Secretaria General Técnica de la Consejería de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorio

“Los retos que tenemos son inmensos”
«Nuestro objetivo es exprimir hasta el último euro de nuestro presupuesto para que los andaluces puedan disfrutar de nuestras infraestructuras»

 

 

Es funcionaria de carrera del Cuerpo de Ingenieros de Caminos, Canales y Puertos del Estado desde 2004. Estudió la carrera de Ingeniería de Caminos, Canales y Puertos en la Universidad de Granada, promoción de 1996. En la administración pública ha sido subdirectora general de Desarrollo Urbano en la Dirección General de Fondos Europeos del Ministerio de Hacienda y subdirectora general adjunta en la Subdirección General de Sostenibilidad de la Costa y del Mar del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, entre otros.


En primer lugar, enhorabuena. ¿Qué fue lo primero que pensó cuando le ofrecieron volver a Andalucía como Secretaria General Técnica de Fomento?

Lo primero que sentí es una gran alegría e ilusión por poder ayudar a mi tierra después de tantos años fuera de ella.

Lo hace además con un equipo de profesionales de perfil eminentemente técnico en el que hay una importante representación de Ingenieros de Caminos, Canales y Puertos. Esto no había sucedido nunca antes, ¿es una garantía?

La consejera de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorio, Marifrán Carazo, ha apostado por un equipo muy técnico que conoce muy bien los temas que se gestionan en la Consejería. Sin duda es una garantía técnica, es una garantía de que se va a hacer todo lo técnicamente viable, con soluciones realistas, con un gran empeño en ejecutar un presupuesto realista, optimizando coste y utilizando el ingenio y la innovación que caracteriza a los Ingenieros de Caminos, Canales y Puertos.

Después de ocho años en los que nuestro sector sólo ha oído promesas de que, pese a los escasos fondos, se iban a iniciar proyectos que rara vez salían adelante, ¿Qué puede insuflar confianza y hacer ver a nuestras empresas y profesionales que ahora será distinto?

Yo creo que ya se está percibiendo un cambio radical en nuestro sector, simplemente el nombramiento de los compañeros del equipo de la Consejería con un perfil eminentemente técnico, formado por Ingenieros de Caminos y Arquitectos, ya ha sido un paso de gigante en la gestión de infraestructuras en Andalucía. Por otro lado, ya se pueden ver los primeros pasos en la agilización de las obras, el gran impulso que se está dando al metro de Málaga que llevaba ralentizado varios años, además en unos días se va a adjudicar un tramo de la Autovía del Almanzora Cucador-Concepción, se ha aprobado la licitación de la obra del viaducto de Pago de Enmedio en La Rinconada y se ha iniciado una remodelación en los accesos del PTA de Málaga que todo el mundo estaba pidiendo. Además, se han aprobado varios planes urbanísticos que llevaban parados alguno más de 18 años y se han dictado normas de agilización en la tramitación de planes urbanísticos. Esto no ha hecho más que empezar, estamos analizando los plazos en las tramitaciones de expedientes para reducirlos lo máximo posible y, sobre todo, nuestro objetivo es exprimir hasta el último euro de nuestro presupuesto para que los andaluces puedan disfrutar de nuestras infraestructuras.

Sólo han pasado unos pocos meses en el cargo, ¿suficientes para hacerse una idea de lo que tiene por delante, de sus retos?

Lo primero que hemos hecho en estos pocos meses de trabajo es analizar la situación de partida, como ya ha comentado nuestra consejera, lo que nos hemos encontrado no es nada agradable, una deuda que suma entre las tres agencias más de 1.000 millones de euros, una paralización de obras y contratos que en algunos casos duraba más de 10 años, una falta de ejecución presupuestaria del capítulo 6 alarmante, apenas si llega al 50%. Una bajísima ejecución de Fondos Europeos del Periodo 2014-2020 que no llega ni al 11%, con la espada de Damocles de poder perder la financiación de un proyecto del periodo anterior 2007-2013, la del tranvía de la Bahía de Cádiz por no haber finalizado el proyecto antes del 31 de marzo de 2019. Y lo peor, la cascada de sentencias judiciales que nos están cayendo que nos lastran nuestro presupuesto. Por tanto, ante este panorama, los retos son inmensos, reactivar el sector con un bajo presupuesto, incrementar la ejecución tanto de inversión propia como de Fondos Europeos, poder pagar y liquidar sentencias y reducir la gran deuda heredada.

¿En qué áreas cree que debe ponerse mayor esfuerzo en este empuje inicial?

Hay que centrar todos los esfuerzos en poder ejecutar al 100% nuestro presupuesto y el presupuesto programado FEDER, por otro lado pagar las sentencias firmes que han caído sobre la Consejería, porque el no hacerlo nos lastraría aún más la inversión en años venideros. Además, hay que retomar las obras paralizadas y lanzar un nuevo Plan de Infraestructuras 2021-2027 que considere las desigualdades que existe entre provincias. Por otro lado, otro gran impulso que se quiere dar desde la Consejería es agilizar todos los trámites urbanísticos, solucionar el problema de las casas ilegales y poner en marcha un nuevo Plan de Vivienda en Andalucía.

¿Estamos ante una comunidad equilibrada en infraestructuras o hay zonas que requieren mayor inversión para igualarse? Si es así, ¿cuáles?

Sin duda existen desequilibrios territoriales, no podría adelantar exactamente cuales, ya que llevo poco tiempo aquí y actualmente estamos realizando el diagnóstico y análisis para el nuevo Plan de Infraestructuras 2021-2027, que como ya han repetido en numerosas ocasiones tanto nuestra consejera de Fomento como el viceconsejero, queremos que sea un plan realista y que se pueda ejecutar alineado con el plan financiero plurianual de fondos Europeos.

¿Qué se va a priorizar en el empuje de las obras que están paralizadas: el grado de avance, el dinero consumido, el importe total de la obra, el tiempo de retraso, la necesidad objetiva de esa intervención…?

Sin duda todo lo que planteas en tu pregunta está dentro de los objetivos de la Consejería y unos van alineados con los siguientes, si ponemos en marcha las obras paradas, conseguiremos ejecutar el presupuesto, reducir plazos, retrasos, etc. En algún caso también habrá que replantearse las prioridades en las inversiones. Por esto es tan importante el análisis y diagnóstico que estamos realizando para poder definir nuestro Plan de Infraestructuras.

La titular de Fomento ha declarado su apuesta por resucitar la participación público privada en algunas actuaciones, ¿será únicamente para grandes proyectos?

Como ya ha comentado nuestra consejera, esta opción será complementaria a las vías tradicionales de inversión pública y siempre que la rentabilidad de la infraestructura esté más que contrastada.

¿Y va a apoyar la Junta de Andalucía ante los bancos a las empresas que opten por la financiación de infraestructuras públicas?

Este tipo de decisiones está aún muy verde y todo dependerá del tipo de proyectos, etc. Lo que sí tiene claro esta Consejería es que lo más importante es el bien del ciudadano y la optimización de los recursos de la Consejería para que la inversión sea lo más eficiente y eficaz para la mejora de la vida de los andaluces.

La conservación representa un coste eminentemente menor respecto a una obra nueva, ¿se va a empezar a conservar lo que lleva diez años abandonado?

Desde que llegó el nuevo equipo a la Consejería se ha primado la Conservación y el Mantenimiento de nuestras infraestructuras, no en vano nos encontramos con varios proyectos de conservación que habían finalizado y los tuvimos que poner en marcha de un modo un tanto peculiar, a través de obras de emergencia, pero no quedó más remedio, ya que estaba en juego la seguridad vial de los ciudadanos.

En inversiones ferroviarias, los anuncios hacen pensar en desbloqueos de proyectos vitales como el Metro de Sevilla o los tranvías de Cádiz y Vélez-Málaga, ¿Hay motivos de esperanza en estas capitales?

Sin duda la esperanza y la ilusión, es la seña de identidad de esta nueva Consejería, y se están analizando los proyectos antiguos que había de estos proyectos ferroviarios. Lo primero que hay que hacer es actualizarlos, analizar las demandas y definir las prioridades de inversión.

Uso de cookies

CaminosAndalucía utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies